Adolescencia

 

dole2

¿Qué tipo de terapia ofrezco?

Terapia integradora para adolescentes adaptada a la persona y a su momento.

Sesiones periódicas en un clima de libertad y cercanía en el que serás el protagonista del proceso.

Posibilidad de integrar en la terapia entrenamiento en meditación/mindfulness y de ofrecer un espacio para el autoconocimiento/desarrollo personal.

¿Por qué terapia específica para adolescencia? 

La adolescencia es una etapa de construcción y de búsqueda, que puede conllevar: malestar, confusión, rebeldía, conductas de riesgo, cambios de humor, distancia con los padres, consumo de sustancias, problemas al seguir normas impuestas, problemas de autoestima, necesidad de aceptación por los iguales, primeros enamoramientos…

dole6

La terapia se dirige a dar un espacio de escucha y aceptación incondicional, en el que poder expresar las emociones y conocerse mejor, así como dotarse de estrategias de gestión emocional.

En el caso de adolescentes la terapia se adaptará a ellos, priorizando el mundo emocional: dándoles en las sesiones un espacio de expresión de sus sentimientos y acompañándoles en el proceso de conocerse mejor. Se considerará relevante la toma de conciencia y gestión emocional. El objetivo es que encuentren más claridad en sus vidas y que vivan su adolescencia aprendiendo a escuchar/expresar/respetar sus sentimientos.

¿Cuándo puedo necesitar o me pueden venir bien estas sesiones de psicoterapia?

Mi forma de trabajar se adapta a las siguientes situaciones de sufrimiento, a grandes rasgos de forma orientativa, aunque cada caso es exclusivo y único:

  • Sintomatología de ansiedad ante el estudio, ante situaciones sociales, ansiedad generalizada.
  • Dudas sobre sí mismo y sobre su futuro.
  • Dudas identidad.
  • Falta de sentido en la vida.
  • Falta de interés en el día a día, cansancio crónico, sensación de no valor, depresión.
  • En situación familiar de inadaptación (separación, problemas relación, problemas comunicación, problemas normas…).
  • Conductas agresivas, desafiantes.
  • Vivencias traumáticas no resueltas.
  • En proceso de duelo (pérdida persona significativa, ruptura pareja, cambio fuerte en la vida).
  • Malestar relaciones amorosas.

En casos leves:

  • Adicción emocional: sustancias, ordenador, compras, personas…

 

Principales preguntas:

¿Por qué puede venir bien ir al psicólogo en la adolescencia?

Socialmente se entiende la adolescencia como todo un proceso en el que la persona sufre cambios que le comienzan a alejar de la infancia y que comienza a tener nuevas experiencias de conocerse a sí mismo más en profundidad a la vez que al mundo y el entorno en general. Se suele presentar exaltación, incertidumbre, cambios, presiones respecto al futuro, tendencia a ensoñaciones, y se le suele dar importancia a los grupos de iguales. La adolescencia suele ser una etapa agridulce, ya que suele darse la búsqueda y experimentación autónoma, pero a la vez hay cierta presión y juicio por parte del entorno o de la sociedad respecto a la forma de ser, comportarse y la supuesta normalidad en las decisiones que se deciden tomar. Supone bastante tensión y puede venir bien acudir a terapia, para aclararse, conocerse mejor, superar vivencias dolorosas, para autogestión emocional, baja autoestima….

¿Va también a decirme el psicólogo lo que tengo que hacer?

El proceso de terapia va a facilitar el que tú mismo te aclares en tus deseos, y en darte cuenta de qué cosas te motivan, y hacia dónde y en qué merece la pena para ti dedicar tu esfuerzo. También va a ayudarte mucho a tener un espacio de no juicio en el que podrás explorar tus miedos e inseguridades, y crecer en el proceso.

¿Voy a conseguir ser feliz yendo al psicólogo?

Dependerá de lo que se entienda por felicidad, sí que con el proceso terapéutico al poder estar más en contacto contigo mismo y con tus deseos, y haber trabajado e integrado vivencias dolorosas, miedos e inseguridades, sí que se notará una actitud ante tu vida renovada, más ligereza y tranquilidad. Ahora bien, la idea que se suele tener de felicidad como permanecer en un estado de exaltación y júbilo continuo, es en buena parte antinatural y suele hablar de represiones y negación de partes de nosotros mismos.

¿El psicólogo va a cambiarme o manipularme?

No es el objetivo de la terapia decirte lo que tienes que hacer o quererte transformar en ciertas pautas de comportamientos que encajen con la idea de normalidad. Lo que sí vas a recibir es un contexto de no juicio y aceptación incondicional de tu persona, lo que irá conllevando una reconciliación con muchos aspectos y potencialidades negados por ti mismo.