Qué beneficios puede traer reflexionar sobre la muerte?

Introducción a la muerte como tabú:

Casi todos pensamos en la muerte, como algo racionalmente incomprensible y es por ello que nos asusta. Un estudio que evalúa el sufrimiento frente a la idea de muerte y la espiritualidad-religiosidad, establece que existe una relación curvilínea: estando el mayor sufrimiento para aquellas personas que se encuentran en los extremos de ateísmo y religiosidad extrema, ya que para los primeros significa el final y para los segundos se activa una culpabilidad excesiva/arrepentimientos. Parece ser que las personas que tienen una espiritualidad-religiosidad moderada y flexible, son las que presentan menores índices de sufrimiento frente a la idea de muerte.

También es significativo otro estudio que establece que cuando justo sabemos que nos queda poco tiempo de vida, tendemos a valorar los momentos en los que nos hemos sentido amados, hemos reído y hemos podido sentirnos importantes para otras personas. No tanto los logros materiales, ni las dificultades que hayamos atravesado.

Espiritualidad, muerte y trascendencia:

Sinceramente, este es un tema que siempre me ha interesado, de hecho, realicé mi revisión final del master sobre salud mental y religiosidad-espiritualidad. El tema de la muerte me interesa porque de alguna forma dependiendo de cómo la entendamos y nos relacionemos con ella, también así viviremos.

Muchas personas la tienen presente como algo creativo, que les sirve para tomarse en serio su tiempo y poder inspirarse para preguntarse ¿qué quiero hacer en mi vida? ¿cómo puedo aprovecharla?

Realmente es un tema que nos toca a todos y no necesariamente ha de vivirse de una forma negativa. Sin duda, abre una ventana al misterio, a la posibilidad de trascender y de conectar con lo que verdaderamente somos. Casi todas las tradiciones hablan de una parte de nosotros sutil que puede trascender, y de la vida como una escuela de enseñanza para poder partir de la mejor forma según como hayamos afrontado nuestra vida, sus obstáculos y si estos los utilizamos para crecer, ser mejores personas y ser humildes frente a la grandeza de la existencia.

Acompañamiento al final de la vida, la muerte como una ventana de trascendcncia:

Cada vez están surgiendo nuevas profesiones, o nuevas formaciones para profesionales de la salud orientadas al acompañamiento al final de la vida. Lo cuál trae esperanza, ya que se trata de un momento crucial para poder repasar nuestra vida, saldar asuntos pendientes, poder expresar amor, agradecimiento y perdón frente a aquellos que nos importan. Y poder saldar deudas: de cosas por decir, por reparar o permitirnos sentir y liberar.

El tema de la muerte siempre aparece directa o indirectamente en las sesiones de desarrollo personal, y bien llevado suele reconectarnos con: nuestras fortalezas, valores y aquello que para nosotros tiene sentido en cada etapa vital. Realmente en esta vida tal y como la conocemos estamos de paso, y puede que este hecho haga que sea más valiosa y frágil, a la vez que mágica.

Algunos tips para cuestionarnos sobre este tema:

¿Qué me gustaría contar a mis nietos si logro tenerlos?

¿Cómo quiero recordar mi vida cuando tenga 80 años?

¿Qué cosas quiero vivir y cuáles no me quiero perder?

¿Cómo puedo aprovechar mi vida para aportar a otros a pequeña escala en un impacto directo?

¿Qué cosas me hacen sentir en paz, armonía, conexión y como puedo traerlas/integrarlas en mi día a día?

¿Si fuese a morir en 6 meses que haría, qué me gustaría decir a las personas que me importan o que deudas emocionales puedo aún saldar/liberar?

¿Por qué cosas estaría dispuesto a morir o entregar mi vida?

¿Cómo integro en mi vida las enseñanzas de mis ancestros y seres queridos que ya no están en este plano físico, pero que quiero y aún me siento conectado emocionalmente?